Última hora

Última hora

La italiana Enel descarta su incursión en la tercera generación de móviles

Leyendo ahora:

La italiana Enel descarta su incursión en la tercera generación de móviles

Tamaño de texto Aa Aa

El grupo eléctrico da marcha atrás a su plan de adquirir la operadora IPSE, participada mayoritariamente por Telefónica, al no obtener los beneficios fiscales que esperaba de la operación.

Enel, que ya posee el segundo operador italiano de línea fija Wind, había afirmado la semana pasada que estaba dispuesta a pagar hasta 792 millones de euros por IPSE, estimando que ganaría 200 millones en desgravaciones tributarias. IPSE debe a Roma 826 millones de euros por la licencia de UMTS que le adjudicó el gobierno italiano en el 2000. Pero, en esa fecha su principal accionista, Telefónica Móviles se retiró del negocio de UMTS fuera de España perdiendo entonces 5.600 millones de euros. Ahora con una IPSE invendida, la firma sigue engrosando el pasivo de la empresa española.