Última hora

Última hora

Un divorcio a la italiana entre Fiat y General Motors

Leyendo ahora:

Un divorcio a la italiana entre Fiat y General Motors

Tamaño de texto Aa Aa

El grupo industrial italiano se ha dado de plazo hasta el 2 de febrero para ejercer su opción de venta de su división Fiat Auto a quien fuera su socio estadounidense General Motors.

Sergio Marchionne, el número uno de Fiat, quiere negociar con la firma de Detroit, en lugar de recurrir a un costoso y largo proceso judicial. Porque el problema principal es que General Motors no desea adquirir la parte que no posee de Fiat, como estaba obligada por contrato firmado hace cinco años, cuando la americana adquirió hasta el 20% de Fiat Auto. General Motors esgrime que la reciente reestructuración de la firma de Turín ha supuesto su propia devaluación, ya que Fiat Auto tuvo que ceder activos, mientras seguía perdiendo dinero. Nada más lejos de las intenciones del gigante estadounidense que comprar otro fábricante de automóviles deficitario, cuando se encuentra en plena reorganización de sus filiales europeas en pérdidas Opel y Saab. General Motors podría ofercer cerca de 1.500 millones de euros en concepto de indemnización a Fiat para que renuncie a la opción de venta.