Última hora

Última hora

Restructuración en Smart, el pequeño gran problema de DaimlerChrysler

Leyendo ahora:

Restructuración en Smart, el pequeño gran problema de DaimlerChrysler

Tamaño de texto Aa Aa

La empresa germana ha decidido poner fin a la sangría económica que le supone su deficitaria filial de vehículos biplaza Smart, anunciando una profunda reorganización que le costará 1.200 millones de euros e implicará eliminar una tercera parte de la plantilla de Smart que cuenta 2200 trabajadores.

La facturación de las dos plantas en Francia y Alemania es insuficiente. El año pasado Smart vendió algo más de 152.000 vehículos, apenas 37.000 más que hace cuatro años. En la operación de rescate se suspenderá a fines de año la producción del deportivo de cuatro plazas, Roadster. La filial Smart será así más dependiente de su casa matriz. El director general de DaimlerChrysler, Jurgen Schrempp quiere que Mercedes Benz pase a gestionar todas las actividades de su hermano menor desde la fabricación a la venta en concesionarios. Schrempp sufre así otro revés en su carrera al frente de la empresa de la estrella, tras las colosales pérdidas tanto de su filial americana Chrysler, como de su socio japonés Mitsubishi. Ahora Mercedes no podrá salvar la situación. El grupo de Stuttgart acaba de llamar a taller un millón trescientos mil vehículos de diferentes gamas para arreglar fallos en las baterías y los alternadores.