Última hora

Última hora

Hay-tang y Emily dejan a su paso una estela de muerte y desolación

Leyendo ahora:

Hay-tang y Emily dejan a su paso una estela de muerte y desolación

Tamaño de texto Aa Aa

El tifón Hai-tang prosigue su destructivo camino rumbo a China. Con vientos que alcanzan los 240 kilómetros por hora y cargado de fuertes lluvias, se espera su llegada al este del gigante asiático.

Cerca de un millón de personas han sido evacuadas y por el momento deberán permanecer en refugios temporales. Según los meteorólogos, Hai-tang entrará en territorio chino por las provincias occidentales de Fujian y Zhejiang.

En su paso por Taiwán este tifón, el más intenso del último lustro, se ha cobrado la vida de dos personas mientras otras nueve permanecen desaparecidas. Por primera vez en cien años el tráfico ferroviario se interrumpió en toda la isla. Con pérdidas materiales que se cuentan en millones, Taiwán intenta levantar cabeza una vez recuperada la calma tras la visita de Hai-tang, bautizado con el nombre de una flor china.

Imágenes parecidas llegan desde el Golfo de México donde el huracán Emily avanza fortalecido hacia la frontera costera entre México y Estados Unidos. Al menos ocho personas han muerto en toda la región del Caribe por los efectos de huracán.

El centro de huracanas de Estados Unidos, con sede en Miami, ha alertado de que los vientos que acompañan a Emily, que rondan los 145 kilómetros por hora, podrían aumentar antes de tocar tierra. Con sus sistemas de alerta reforzados estados del nordeste de México como Tamaulipas o Veracruz confían en minimizar los efectos destructivos de Emily.