Última hora

Última hora

David Cameron: el "Blair de los tories"

Leyendo ahora:

David Cameron: el "Blair de los tories"

Tamaño de texto Aa Aa

No hay duda de que su estilo recuerda al de Tony Blair, que sólo tenía tres años más cuando tomó las riendas del partido laborista. A sus 38 años, David Cameron tiene un aire desenfadado y poco convencional que según sus correligionarios simboliza la renovación de todo un partido. Sus frases cortas y repetitivas, al más puro estilo Blair, han conseguido el resto.

Casi desconocido hace pocos meses, Cameron aparece ahora como la mejor baza de un partido conservador empantanado por sus sucesivos fracasos electorales y en grave crisis de ideas. Diplomado en filosofía, economía y política, a quienes critican su falta de experiencia les contesta con humildad y pragmatismo que se dejará aconsejar por quienes sí la tienen. Hasta cuando se le ataca sobre su pasado y sobre su eventual consumo de drogastira de pragmatismo -¿Ha consumido drogas o no? -“Ya es hora de que nos ocupemos de lo más importante en las elecciones por el liderazgo del partido, que es quién está mejor situado para modernizar a la formación, para llegar a los votantes que antes nos ignoraban” Y hasta hace poco, nadie apostaba por él…al menos, no hasta el congreso anual de los conservadores a principios de mes. Con un solo discurso, sobrio pero optimista y con toques de humor, el joven diputado que hacía los discursos de la Dama de Hierro se metió a los afiliados en el bolsillo. Durante casi una década, Cameron trabajó como experto en comunicación en el sector privado. Hace dos años se unió al “gabinete fanstasma” de los conservadores. Su objetivo ahora es dejar de ser la promesa torie y convertirse en el líder de los nuevos conservadores en los próximos comicios.