Última hora

Última hora

La UE congela las negociaciones con Belgrado por no arrestar a Ratko Mladic

Leyendo ahora:

La UE congela las negociaciones con Belgrado por no arrestar a Ratko Mladic

Tamaño de texto Aa Aa

Un seísmo ha sacudido las relaciones de Serbia con la Unión Europea por culpa de Ratko Mladic. El ejecutivo comunitario ha roto las negociaciones con Belgrado para la firma de un acuerdo de asociación, en castigo por no haber capturado aún a Mladic, el más buscado, junto a Radovan Karadzic, de los presuntos criminales de guerra serbobosnios.

La primera consecuencia política ha sido la dimisión del viceprimer ministro serbio, mientras el jefe del gobierno, Vojislav Kostunica, se ha deshecho en explicaciones sobre los esfuerzos hechos por su país para detener a Mladic, a quien pidió que se entregue voluntariamente. Indignada, la fiscal jefe del TPI Carla del Ponte ha acusado a Belgrado de mantener un “doble discurso” inaceptable: “Es particularmente decepcionante que, pese a los compromisos adquiridos al más alto nivel con el Gobierno serbio, Ratko Mladic no haya sido arrestado y transferido a La Haya. La conclusión obvia que puedo sacar es que me engañaron cuando a finales de marzo me dijeron que la detención de Mladic era cuestión de días o semanas”. Fue Del Ponte quien a finales de marzo, convencida por las promesas que le hicieron en Belgrado, persuadió a la Comisión Europea de que no rompiera aún las negociaciones con Serbia. Pero más de un mes después, el “carnicero de los Balcanes”, el ex jefe militar de los serbobosnios acusado de la muerte de miles de civiles durante la guerra de Bosnia, continúa en libertad.