Última hora

Última hora

La incertidumbre invade las negociaciones sobre el envío de la fuerza multinacional al sur del Líbano

Leyendo ahora:

La incertidumbre invade las negociaciones sobre el envío de la fuerza multinacional al sur del Líbano

Tamaño de texto Aa Aa

El ministro de Exteriores francés Philippe Douste-Blazy ha viajado hoy por cuarta vez en un mes a la zona para concretar las condiciones de un despliegue vital para el mantenimieniento de la frágil tregua declarada hace tres días. La compleja tarea de reunir los 13.000 soldados que prevé la resolución 1.701 de la ONU, recae sobre Francia, líder de la actual Fuerza de Interposición de Naciones Unidas en el Líbano (FINUL), antigua potencia colonial, principal impulsora de la resolución y antagonista de Washington en todo lo concerniente a Oriente Próximo y Oriente Medio.

En Europa, hasta ahora sólo España, Noruega e Italia se han mostrado favorables a colaborar en el refuerzo de la FINUL, que cuenta con 2.000 efectivos sobre el terreno. Alemania está discutiéndolo en estos momentos, pero pocos países parecen dispuestos a enviar soldados a una zona tan inestable. Fuera de Europa, pretenden contribuir Turquía, Indondesia y Malasia.

En cambio el ejército libanés sí que está dispuesto a desplegar inmediatamente parte de los 15.000 soldados que ocuparán por primera vez desde 1968 el sur del río Litani, sin embargo muchos dudan de su poder frente a Hizbulá y más aún de que pueda desarmar a la milicia chií.

Ante la lentitud de las negociaciones, Israel ya ha advertido que su ejército, que mañana completará la retirada de los reservistas, puede quedarse “meses” en el sur del Líbano. El Gobierno hebreo que condiciona su retirada al despliegue de tropas de la ONU.