Última hora

Última hora

Conflicto abierto entre Telecom Italia y Roma

Leyendo ahora:

Conflicto abierto entre Telecom Italia y Roma

Tamaño de texto Aa Aa

La endeudada empresa de telecomunicaciones es objeto de diferentes planes de salvamento, que incluyen la cesión de actividades y la renacionalización. Ninguno cuenta hasta ahora con el beneplácito del gobierno de Romano Prodi, que desea ante todo mantener la estratégica red de telefonía fija.

El consejero del primer ministro, Angelo Rovati acaba de presentar su renuncia tras sugerir precisamente que Telecom Italia regrese a manos públicas: “Hay dos cosas que me han llevado a tomar esa decisión. Primero la propia dimisión del consejero delegado Tronchetti Provera que dió un paso atrás con su propuesta. Luego un comunicado del gobierno italiano en el que se hablaba de la situación del sector de telecomunicaciones en Italia”

El ejecutivo descubrió por la prensa que Angelo Rovati y el hasta hace poco número uno de la firma Marco Tronchetti Provera habían diseñado un plan secreto para sacar a Telecom Italia de la crisis.

Tronchetti, en sus imágenes, tuvo que dimitir de sus funciones, tras proponer la creación de empresas independientes para las actividades de telefonía fija y móvil, quedándose la operadora con el contenido multimedia y la banda ancha, la cual, a través del proveedor Alice, genera casi una tercera parte de la facturación de Telecom Italia, cifrada en 30.000 millones de euros. La espada de Damocles sobre la empresa es una deuda que se estima en 42.000 millones de euros.

El abogado Guido Rossi, artífice de la privatización de la operadora en el 97, es el hombre que dirigirá ahora Telecom Italia. Los mercados esperan que Rossi venda la filial de celulares TIM para cubrir la deuda del grupo, mientras mantendrá la red fija para dar gusto al gobierno.