Última hora

Última hora

Esta imagen será cada vez más habitual a partir de de este jueves en las calles de Francia

Leyendo ahora:

Esta imagen será cada vez más habitual a partir de de este jueves en las calles de Francia

Tamaño de texto Aa Aa

Son fumadores y a partir de ahora tendrán que pedir permiso en sus lugares de trabajo para salir a fumar al único “punto de fumadores” permitido por la nueva ley antitabaco: la calle. “Es una buena ley. Yo soy fumador, pero no compulsivo, así que puedo evitar fumar durante el día y a cambio no tendré que soportar el olor a tabaco en el trabajo”, afirma este ciudadano que, sin embargo, niega con rotundidad que la nueva ley le ayude a dejar de fumar.

Francia se sumaba este jueves a la lista de países europeos que ya prohíben fumar en lugares públicos como comercios, oficinas, centros comerciales, hospitales, aeropuertos o medios de transporte. Sin embargo, los bares, restaurantes, casinos y discotecas tienen hasta el 1 de enero de 2008 para adaptarse a la nueva ley: “yo suelo acompañar el café de la mañana con un cigarro, pero tendré que acostumbrarme cuando la ley se extienda a los bares y cafeterías”, afirma esta ciudadana francesa.

Con este spot publicitario, el Ministerio de Sanidad francés ha advertido durante los últimos meses de las nuevas limitaciones que, de no cumplirse, serán reprimidas con multas de 68 euros para los particulares, y de 135 para los responsables de los establecimientos.