Última hora

Última hora

Los propietarios, pieza clave de la política mediambiental británica

Leyendo ahora:

Los propietarios, pieza clave de la política mediambiental británica

Tamaño de texto Aa Aa

El 27% de las emisiones de dióxido de carbono en el Reino Unido procede de las viviendas. Uno de los objetivos de la nueva legislación es reducir en siete toneladas anuales las emisiones de gas de efecto invernadero en los hogares. Para conseguirlo, el gobierno quiere impulsar la construcción de viviendas sin emisiones de carbono.

En diciembre publicó este código al que deben ajustarse las casas de energía renovable: En el techo, mini turbinas y paneles solares para generar electricidad, aislamiento térmico de las ventanas y muros. El sistema de calefacción: una caldera de biomasa, y finalmente, en el subsuelo, un depósito para recoger el agua de la lluvia y una bomba de energía geotérmica.

Un modelo inspirado en el diseño de BedZED, una ecoaldea situada en el sur de Londres. Los 82 apartamentos construidos con criterios éticos marcaron la pauta en 2002. Desde entonces, otros proyectos similares se desarrollan a lo largo y ancho del país.

Su divisa, “cero carbono”, ya no asusta a los inquilinos, según Sue Riddelstone, de BioRegional una de las promotoras de BedZED: “No tienes que ser un ecologista para vivir en BedZED, dice la idea es que vivir de manera ecológica sea fácil, de manera que la gente participe”

Eso es precisamente lo que persigue también el gobierno británico: cambiar los comportamientos individuales para reducir la impronta ecológica que deja cada uno y de paso, que el consumidor sea también productor de energía. El objetivo es que todas las casas construidas de aquí a 2016 se ajusten a las normas de cero carbono. Para ello, hay un pequeño incentivo; se eliminan los gastos de notario durante tres años. Insuficiente para quienes esperaban más ayuda financiera para luchar contra el cambio climático.