Última hora

Última hora

Golpe de volante en la gestión de Peugeot-Citroen

Leyendo ahora:

Golpe de volante en la gestión de Peugeot-Citroen

Tamaño de texto Aa Aa

El grupo francés de automoción ha presentado un drástico plan de reestructuración que apunta a reducir en un 30% los gastos estructurales para recuperar la rentabilidad perdida. Su artífice, Christian Streiff, consejero delegado del segundo fabricante europeo de automóviles, se propone además renovar la gama de ambas marcas, lanzando 41 nuevos modelos.

Peugeot-Citroen intenta así frenar la caída en la cuota de mercado que posee en Europa, que ha pasado del 15,5% en 2002 al 13,3% en 2007.

La firma de París se juega su futuro como segundo fabricante europeo de vehículos. La apuntada reducción de costes, sobre todo en las compras a proveedores y aumentos de productividad, se realizará en todas las plantas del grupo, al descartarse de momento el cierre de fábricas. Mientras la masa salarial ya está sufriendo una reducción, a través de 4.800 bajas incentivadas en Francia.

Peugeot-Citroen apunta que la reestructuración es inevitable, a causa de un euro que dificulta las exportaciones y materias primas como el acero o los plásticos cuyo precio se ha disparado en los últimos años.