Última hora

Última hora

Aditivos alimentarios, la regulación del siglo XXI

Leyendo ahora:

Aditivos alimentarios, la regulación del siglo XXI

Tamaño de texto Aa Aa

La Unión Europea pone orden en la regulación de los aditivos alimentarios. Lo que hasta ahora eran 12 normas diferentes, queda unificado en cuatro reglamentos aprobados por la cámara comunitaria que incluyen los últimos descubrimientos científicos sobre aditivos, enzimas y sabores artificiales. Es la legislación del siglo XXI. Y su objetivo, aumentar la seguridad del consumidor.

Por eso, los aditivos, incluidos conservantes, colorantes y edulcorantes, no pueden ponerle en peligro ni confundirle, y deben ser tecnológicamente necesarios. Se prohíben en los productos infantiles.

Las enzimas, utilizadas tradicionalmente para elaborar el queso y el pan, se admiten siempre y cuando no disfracen la frescura del producto. Y para que las cosas queden claras, un sabor sólo podrá llevar la etiqueta de “natural” si lo es el 95% de sus composición.