Última hora

Última hora

Las legislativas turcas más poralizadas que nunca entre laicos y antilaicos.

Leyendo ahora:

Las legislativas turcas más poralizadas que nunca entre laicos y antilaicos.

Tamaño de texto Aa Aa

Los primeros denuncian que el Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP), en el poder, quiere convertir el país en una república islámica. Estas son las sospechas de los socialdemócratas del Partido Republicano del Pueblo (CHP), principal fuerza de la oposición. Pertenece a la Internacional Socialista pero su discurso deriva cada vez más hacia el nacionalismo. Deniz Baykal de 69 años es su líder. Se presenta como contrapoder al partido del Gobierno, señalando que la religión debe quedar en el ámbito estrictamente privado.

Ilhan Kesici, es candidato en Estambul: “Turquía es un estado nación, tenemos un estado unitario, nuestra república es laica, nada más”.

Es esta defensa de la nación turca el aspecto que más les une a los ultranacionalistas del veterano, Devlet Bhaceli, líder del Partido de Acción Nacionalista (MHP). Virtual tercera fuerza política mantiene una posición de fuerza contra la eventual entrada de Turquía en la Unión Europea. Acusa al Gobierno de haber vendido el país a los inversores extranjeros.

Este es el análisis del editorialista Ilter Turkmen: “Los dos partidos, aunque parecen ser diferentes si vemos su evolución, su desarrollo histórico, ahora parecen estar de acuerdo en casi todo. Porque ambos están utilizando los símbolos nacionales para obtener el apoyo del nacionalismo más radical”.

Si el Partido de Acción Nacionalista (MHP) obtiene más del 10% de los votos, como exige la ley, podrá hacer coalición con el Partido Republicano Popular (CHP). Una fuerza nada despreciable para controlar al futuro Gobierno.