Última hora

Última hora

Rusia reclama sus derechos en el Ártico

Leyendo ahora:

Rusia reclama sus derechos en el Ártico

Tamaño de texto Aa Aa

Tras nueve horas de expedición, a más de 4.000 metros de profundidad, los batiscafos rusos Mir-1 y Mir-2 se posaban allí donde nadie ha llegado antes, en el fondo marino del Océano Glacial Ártico, y Rusia plantaba su bandera en el Polo Norte. Una expedición científica que tiene previstas nuevas inmersiones en el Polo Norte y con la que Rusia reclama derechos en el Ártico.

Canadá rechaza la sugerencia. Su ministro de asuntos exteriores, Peter Mackay, lo tiene muy claro: “no hay duda de la soberanía de Canadá en el Ártico. Hace mucho tiempo se estableció que estas son aguas canadienses y es propiedad de Canadá”, ha asegurado. No le falta sentido del humor: “no puedes ir por el mundo plantando banderas en estos tiempos. No estamos en el siglo XIV o XV”.

Con la misión Ártico 2007, de gran valor estratégico, Rusia busca pruebas geológicas para demostrar que el lecho marino de una vasta región polar, rica en hidrocarburos, es la continuación de su plataforma terrestre. Los dos sumergibles, un buque laboratorio y más de un centenar de científicos integran la expedición.

Estados Unidos no ha tardado en denunciar las ambiciones territoriales rusas. Desde Washington consideran que Rusia no tiene derechos sobre el Ártico.