Última hora

Última hora

Decepción y euforia bajo la Torre Eiffel.

Leyendo ahora:

Decepción y euforia bajo la Torre Eiffel.

Tamaño de texto Aa Aa

Los ingleses, cuatro años después, vuelven a frustrar las esperanzas francesas batiendo a la bandera tricolor en las semifinales de la copa del mundo de Rugby. Los forofos ingleses se deshicieron en elogios: “Fue asombroso, la atmósfera fue increíble. Fue realmente fácil llegar aquí y ganar a los franceses.” “Teníamos un arma de todos conocida, Jonny (Wilkinson) lo hizo por nosotros.” “Estamos absolutamente sorprendidos. Estamos orgullosos, muy orgullosos” “Volvemos a estar aquí y lo estaremos el próximo fin de semana, todo el día.”

La derrota gala es aún más amarga puesto que las esperanzas creadas en cuartos al eliminar al hueso de la competición, Nueva Zelanda, habían creado grandes expectativas, frustradas una vez más.