Última hora

Última hora

South-stream pone en entredicho el proyecto Nabucco

Leyendo ahora:

South-stream pone en entredicho el proyecto Nabucco

Tamaño de texto Aa Aa

Putin se mete en el bolsillo sustanciales contratos energéticos. A cambio, Bulgaria espera reforzar su posición estratégica en los Balcanes y aumentar su peso en el mapa energético europeo.

Un acuerdo en el último minuto ha permitido la firma de un contrato por valor de mil 400 millones de euros que sella la participación de Sofía en el gasoducto que une a Rusia con el sureste de Europa.

South-stream es un proyecto de la italiana ENI y de la rusa GAZPROM, la inversión total se eleva a 10 mil millones de euros. El proyecto pone en entredicho el futuro de NABUCCO, el gasoducto de la Unión Europea cuyo trazado rodea Rusia pasando por Turquía para transportar el gas del Caspio o de Asia central.

Con Nabbuco, la Unión Europea pretende reducir la dependencia energética de los europeos con respecto de Rusia, que actualmente cubre el 25% de sus necesidades energéticas. Su rival, el South-stream podrá suministrar a los mercados europeos hasta 30 mil millones de metros cúbicos al año.

Otro suculento negocio para Bulgaria ha sido la firma de un contrato de 4 mil millones de euros con el grupo ruso Atomstroyexport para la construcción de una central nuclear en Belene, sobre el Danubio, en el norte del país.

Se trata de la primera infraestructura nuclear rusa en un país de la Unión Europea. La nueva central debe comenzar en 2013 y funcionar durante 60 años.

Con ella Bulgaria recuperará su puesto de gran exportador de electricidad en la región. El país había perdido esa capacidad a finales de 2006, cuando la Unión Europea pidió el cierre parcial de la central atómica de Koslodouy por razones de seguridad. Era la condición exigida antes de la adhesión de Bulgaria a la UE el uno de enero de 2007.

Los acuerdos firmados hoy han suscitado críticas de la oposición búlgara. Los conservadores reprochan al Gobierno que juegue el papel de Caballo de Troya de Rusia en el seno de la Unión Europea y de reforzar su influencia en los Balcanes.