Última hora

Última hora

Un bebé de once meses sobrevive tras ser engullido por un tornado en EE.UU

Leyendo ahora:

Un bebé de once meses sobrevive tras ser engullido por un tornado en EE.UU

Tamaño de texto Aa Aa

Hacía casi treinta años que nadie en Estados Unidos veía algo igual. La cadena de tornados que sacude el sur del país se ha cobrado ya la vida de al menos 57 personas y ha dejado más de ciento cincuenta heridos, por no hablar de las multimillonarias pérdidas materiales que ha provocado.

En total se han registrado más de 80 tornados en tres días y cinco Estados diferentes: Arkansas, Mississippi, Kentucky, Alabama y Tennessee, el más afectado, donde han muerto treinta y dos personas y donde hoy se descubría un acontecimiento extraordinario. Kyson Stowell, un bebé de once meses, apareció anoche a 150 metros del lugar donde estaba su casa. El mismo tornado que destruyó su hogar y mató a su madre lo engulló para expulsarlo poco después entre escombros de todo tipo.

Según explica su abuelo, “estaba cubierto de barro cuando lo encontramos. Parecía un muñeco abandonado. Tenía los ojos abiertos y estaba alerta, pero no lloraba”.

Nadie sabe qué sintió el pequeño, aunque, para que se hagan una idea, el viento en el interior de un tornado puede alcanzar 250 o 300 kilómetros por hora.