Última hora

Última hora

Los misiles nucleares de vuelta a la Plaza Roja de Moscú

Leyendo ahora:

Los misiles nucleares de vuelta a la Plaza Roja de Moscú

Tamaño de texto Aa Aa

Rusia hace gala de su poderío militar durante el desfile que marca el fin de la Segunda Guerra Mundial. Los misiles nucleares, como este Topol-M, el arma más temible del arsenal ruso, vuelven a pisar la Plaza Roja como en tiempos de la guerra fría.

El nuevo presidente sigue los pasos de Vladimir Putin que decidió reanudar los grandiosos desfiles. Dimitri Medvédev ha sabido, también, adaptarse a la retórica militar de su predecesor.

Como comandante Supremo de las Fuerzas Armadas, deseó un feliz Día de la Victoria, celebrado, según deseo de Stalin, un días después que el resto de los aliados.

En compás con la demostración de armas de disuasión nuclear, Medvédev criticó el intervencionismo de otros países y el menosprecio del derecho internacional, como ya apuntó Putin durante el desfile del año pasado.

Con un presupuesto militar en alza, 20% más este año, Medvédev hereda las armas que apuntan hacia una remilitarización de las relaciones internacionales.

Las alusiones del nuevo presidente intervienen en un contexto prebélico entre Rusia y Georgia a causa de las tensiones en la región separatista pro-rusa de Abjasia, los desacuerdos con Estados Unidos a cerca de Kosovo y su escudo antimisiles en Europa del Este.