Última hora

Última hora

Los europeístas serbios afrontan unas difíciles negociaciones para formar gobierno

Leyendo ahora:

Los europeístas serbios afrontan unas difíciles negociaciones para formar gobierno

Tamaño de texto Aa Aa

Con cerca del 39% de los votos, las fuerzas pro-europeas del presidente Tadic han ganado las elecciones en Serbia, pero un día después de los comicios, quién gobernará el país sigue siendo una pregunta sin respuesta.

Ninguna fuerza política ha obtenido la mayoría necesaria y la búsqueda de aliados no se presenta fácil. Esta mañana, el sentimiento mayoritario en las calles de Belgrado era de alegría, pero también de preocupación:

“En cualquier caso será mejor. Espero un futuro mejor”

“Sólo espero que lleguen pronto a un acuerdo y que formen gobierno rápidamente, eso es todo.”

“Me temo que no van a conseguir formar gobierno, porque no van a ponerse de acuerdo. Probablemente, tendremos nuevas elecciones en cuestión de tres o cuatro meses y entraremos de nuevo en el círculo vicioso”

Los comicios se planteaban como una elección entre un futuro europeo para Serbia o un retorno al nacionalismo. Tras darse a conocer los primeros resultados, los seguidores del Partido Democrático daban rienda suelta a su alegría entre aclamaciones a Tadic:

“Gracias a todos. Es un enorme triunfo, pero no es el final, advirtió Ahora tenemos que formar gobierno y sólo entonces seremos los ganadores”

También el líder del Partido radical serbio, el ultranacionalista Tomislav Nikolic recordaba que la de Tadic es una victoria condicionada:

“Los ciudadanos dijo tienen derecho a celebrar que su lista ha sido la más votada, pero Boris Tadic no tiene derecho a presentar la celebración como la de aquellos que van a formar gobierno”

Con 102 escaños de los 250 escaños del Parlamento, el Partido Democrático no podrá gobernar sólo y los 14 escaños del Partido Liberal no son suficientes para sacarle de apuros

Todo indica que Tadic intentará atraer a su lado también a varios diputados de las minorías húngara, albanesa y bosnia, que suman 7 escaños.

En cuanto al partido Radical Serbio, que ha conseguido 77, planea una alianza con el Partido Democrático de Serbia de Kostunica.

El primer ministro saliente ha pasado del europeísmo a ser el principal crítico de la UE, tras el apoyo de la mayoría de los socios comunitarios a la independencia unilateral de Kosovo.

Los socialistas parecen socios aceptables para ambas partes y se perfilan como la fuerza bisagra esencial para constituir un equipo de gobierno.

Según la ley, el gobierno deberá ser pactado antes de mediados de septiembre, de lo contrario habría que convocar nuevos comicios.