Última hora

Última hora

El Líbano inicia con escepticismo un diálogo nacional sobre la seguridad y la defensa del Estado

Leyendo ahora:

El Líbano inicia con escepticismo un diálogo nacional sobre la seguridad y la defensa del Estado

El Líbano inicia con escepticismo un diálogo nacional sobre la seguridad y la defensa del Estado
Tamaño de texto Aa Aa

Todos los dirigentes libaneses han acudido a la llamada del presidente Michel Suleiman, excepto el líder del poderoso partido chií Hezbolá, Hasan Nasrala, que por razones de seguridad ha preferido enviar a un representante.

La mayoría parlamentaria antisiria pretende que Hezbolá entregue las armas y que sea el ejército quien tome el mando, aunque sabiendo que el ‘partido de Dios’ difícilmente aceptará el desarme. Hezbolá afirma que necesita sus armas para proteger al país de Israel.

“Esperamos que se pongan de acuerdo… por el bien del país. Realmente así lo espero”, comenta un beirutí. “No resolverá nada” rebatía otro, más escéptico. “El diálogo no llevará a nada. Ambas partes mantienen su postura. Nadie sabe hacia dónde va el país. Esto es sólo una tregua temporal”.

El Gobierno de unidad nacional formado el pasado julio no evita que se produzcan enfrentamientos casi diarios.

Este mismo lunes, los choques entre facciones palestinas en un campo de refugiados, y entre chiíes y sunníes, en la ciudad oriental de Taalabaya, dejaron cuatro víctimas mortales.