Última hora

Última hora

La presidencia checa se ha reunido por primera vez en Praga con el gabinete Barroso

Leyendo ahora:

La presidencia checa se ha reunido por primera vez en Praga con el gabinete Barroso

Tamaño de texto Aa Aa

Los cortes que privan del gas ruso a buena parte de la Unión han protagonizado este encuentro en el que también se ha tratado de la situación en Oriente Próximo y de la crisis financiera. Pero de puertas para adentro, las sonrisas de la presidencia se desvanecen ya que el Jefe del Estado, Valclav Klaus, hace gala de su euroescepticismo. Se niega por ejemplo a dar su respaldo al Tratado de Lisboa, sobre el que el parlamento checo se pronunciará en febrero. Barroso no ha desaprovechado la ocasión para recordarle que “cuando un país firma un tratado, crea automaticamente la obligación de ratificarlo. Eso es lo que se espera de la República Checa que ha firmado el texto”.

Klaus ha replicado que “espera que el señor Barroso venga a Praga más amenudo. Le convertiré. Espero que muy pronto se sume a mi campo en el debate sobre el tratado de Lisboa. Este es mi sueño y mi esperanza”. El presidente checho ha insistido en que el Tratado de Lisboa es el sucesor de la difunta Constitución. El rechazo popular en varios países a estos textos debería, ha dicho, abrir un debate en profundidad sobre Europa.