Última hora

Última hora

Camboya rinde cuentas con su historia

Leyendo ahora:

Camboya rinde cuentas con su historia

Tamaño de texto Aa Aa

El jefe de torturador del Jemer Rojo se ha sentado este martes en el banquillo de los acusados en la apertura de un juicio muy esperado contra el régimen de Pol Pot.

Kaing Guev Eav, alias Duch, está acusado de crímenes de guerra y contra la humanidad por la matanza de más de 15.000 personas entre los muros de la prisión que dirigía o en el campo de exterminio próximo a esa cárcel. Entre los asistentes a la vista, se encontraban cerca de 60 camboyanos que intervendrán en calidad de testigos. Vann Nath es uno de los pocos supervivientes de la prisión S-21. “Hoy es el día en que el Duch recibe su merecido – dice Nath-. No confío, sin embargo, en que los jueces hagan justicia”. El Tribunal ha estado plagado tanto de acusaciones de parcialidad y corrupción como de interferencias políticas por parte del Gobierno camboyano, dirigido por un ex oficial del Jemer Rojo. A esto se suman las difíciles negociaciones entre la ONU y Camboya, administradores conjuntos del juicio. Un camboyano expresa su satisfacción: “Hemos esperado el juicio del Duch durante 30 años señala. Quiero que se haga justicia a todas las víctimas del régimen”. Se calcula que una cuarta parte de la población camboyana murió durante el genocidio cometido por el Jemer Rojo entre 1975 y 1979. Los que no fueron ejecutados, sucumbieron a la hambruna o a las enfermedades en los campos de trabajos forzados.