Última hora

Última hora

Saab primera víctima de la crisis del automóvil

Leyendo ahora:

Saab primera víctima de la crisis del automóvil

Tamaño de texto Aa Aa

La empresa sueca Saab es la primera víctima relevante de la crisis del automóvil. La histórica firma, fabricante de coches de gama alta, se ha declarado insolvente. Pese al riesgo de quiebra, el Gobierno sueco rechaza la nacionalización del que es el segundo fabricante del país tras Volvo. Estocolmo sí se ha mostrado dispuesto a avalar un eventual crédito del Banco Europeo de Inversiones para intentar salvar la marca.

Saab da empleo directo a 4.100 personas en Suecia. De desaparecer, hasta 15.000 puestos de trabajo estarían en peligro. Su supervivencia, según medios locales, podría resultar de su unión con el fabricante alemán Opel. Ambos son filiales del gigante estadounidense General Motors y están en situación crítica. General Motors ya ha anunciado que da vía libre al fabricante sueco para buscar un futuro independiente. En venta desde 2008 y deficitaria desde hace años, Saab será gestionada a partir de ahora por un administrador de insolvencias elegido por un tribunal. Su objetivo: supervisar su reestructuración y saneamiento.