Última hora

Última hora

Los panaderos alemanes y la Comisión Europea, de uñas

Leyendo ahora:

Los panaderos alemanes y la Comisión Europea, de uñas

Tamaño de texto Aa Aa

Bruselas quiere informar mejor del contenido en sal de los alimentos. Pero los panaderos alemanes sienten que el nuevo reglamento, ahora en preparación puede ser una amenaza para su pan completo y sus famosos “bretzels”, unos panecillos tostados salpicados de granos de sal que acompañan desayunos y tentempiés.

Nina Papadoulaki, portavoz de la Comisión comentaba que le “gustaría aclarar que la Comisión no está prohibiendo ningún tipo de pan y ni tiene la intención de regular los niveles de sal en Alemania o en cualquier otro país de la Unión. Somos muy conscientes de la importancia de este asunto. Intentamos llevar a cabo una amplia consulta y que los nutrientes incluidos en los productos alimenticios se presenten a los consumidores de forma más transparente”. Según el diario Frankfurter Allgemeine, la industria alemana presiona para que la Comisión sitúe el tope de sal razonable en el 1’5 por ciento de la harina empleada, tres décimas por encima de lo que recomienda la Agencia Europea para la Seguridad Alimentaria.