Última hora

Última hora

El avión turco siniestrado en Amsterdam pudo haberse quedado sin combustible

Leyendo ahora:

El avión turco siniestrado en Amsterdam pudo haberse quedado sin combustible

Tamaño de texto Aa Aa

Los investigadores manejan varias hipótesis sobre el accidente del Boeing 737 de la compañía Turkish Airlines accidentado ayer en Amsterdam.

El aparato cayó a tierra en un campo de labranza, entre una autopista y un barrio residencial, a menos de un kilómetro del aeropuerto de Schiphol. No se descarta que el avión fuera afectado por una turbulencia- una bolsa de aire- o que se hubiera quedado sin carburante. Algunos de los supervivientes señalan que oyeron un ruido en los motores poco antes de caer. La caja negra recuperada despejará algunos de estos interrogantes. El accidente ha dejado 9 muertos y más de 80 heridos. Las labores de identificación de las víctimas llevarán tiempo. En los hospitales de la zona, donde fueron internados los heridos, se oían ayer testimonios como el de este tío cuyo sobrino ha sufrido fracturas múltiples en brazos y piernas, aunque está fuera de peligro. “ La situación está bajo control- decía esta otra pariente- Han resultado heridos mi tío, mi tía y mi primo. Hemos tenido mucha suerte”. El hecho de que el avión no se incendiara al impactar contra el suelo, evitó una catástrofe mayor. El Primer ministro holandés, Balkenende, se acercó poco después del siniestro hasta la célula de crisis instalada en el aeropuerto de Schiphol.