Última hora

Última hora

Stanishev: "Detrás de las reformas hay gente de carne y hueso en Bulgaria que trabaja muy duro"

Leyendo ahora:

Stanishev: "Detrás de las reformas hay gente de carne y hueso en Bulgaria que trabaja muy duro"

Tamaño de texto Aa Aa

Sergei Stanishev es el primer ministro de Bulgaria. Encara malos tiempos: muchos búlgaros pasan el invierno sin calefacción. Son las víctimas de las escaramuzas entre Rusia y Ucrania por el suministro de gas. Bulgaria ha perdido subsidios europeos. La Unión Europea cortó las ayudas por la fundada desconfianza en el destino del dinero. Crimen organizado y corrupción son objetivos a batir en Bulgaria.

– Sergio Cantone, Corresponsal en Bruselas de euronews: Bienvenido a euronews, primer ministro. ¿Cómo va a encarar una nueva crisis de la energía y el suministro de gas? – Sergei Stanishev, primer Ministro búlgaro: Mi país tiene su propio plan de actuación para una situación de crisis. Tenemos depósitos subterráneos de almacenamiento que ya utilizamos en la crisis de enero. Cubrió cerca del 40 por ciento de la media del suministro diario del país pero no diría que no lo pasamos mal; nuestra economía lo notó. Y creo que sería muy claro decir que esas situaciones son inaceptables. Los ciudadanos europeos no pueden ser rehenes de conflictos económicos bilaterales o incluso de conflictos políticos porque tanto Rusia como Ucrania, a largo plazo, perderán su credibilidad. – euronews: ¿Cual es exactamente el plan que la Unión Europea y Bulgaria … – S.S.: Vamos, dígame, si tiene una receta que pueda aplicarse ahora mismo se la cojo encantado, pero los milagros no son algo que pasen de repente, especialmente cuando hablamos de la diversificación de los suministros de gas y de sus interconexiones …eso lleva tiempo. – E.: Quinientos millones de euros de fondos europeos han sido eliminados por falta de garantías en Bulgaria. ¿Cómo se sostiene esto con el hecho de que usted espera nuevos fondos para el sector energético? – S.S.: Los expertos y los políticos están haciendo realidad los esfuerzos del gobierno búlgaro que ha cambiado la legislación, creando mecanismos más transparentes, reforzando la administración, cambiando a gente en la administración, en donde sea necesario, especialmente en la administración de los fondos. Y estamos completamente abiertos a una estrecha cooperación y seguimiento porque tenemos un único objetivo. – E.: Primer ministro, su país ha perdido 500 millones de euros en fondos dedicados a carreteras y otras infraestructuras. ¿Cómo va a encajar esta pérdida de dinero? – S.S.: Alguno de los fondos se han perdido irremisiblemente, algunos otros no y hacemos todo lo que podemos, como le he dicho, en reformas estructurales, cambios de personal, creación de nuevas normas o apertura a la Comisión Europea para asegurar que ese dinero sera utilizado de manera eficaz y transparente. – E.: ¿Su gobierno hace lo suficiente en la lucha contra la corrupción, que también afecta a la distribución de esos fondos? – S.S.: Bueno, creo que siempre hay algo más que hacer en cualquier gobierno de cualquier país europeo y creo que mi gobierno ha probado su voluntad política de tomarse muy en serio el crimen organizado y la corrupción. Incluso si ve las noticias en Bulgaria se dará cuenta de como las acciones políticas y administrativas se han traducido en ataques precisos de las autoridades contra el crimen organizado. Pero incluso lo más importante es lo profundo de la reforma judicial. Cuando es detenido un criminal, un corrupto, un miembro del crimen organizado … es juzgado, el caso es resuelto y hay una sentencia. – E.: Pero hay muchos casos sin resolver. – S.S.: Eso es un problema … – E.: … asesinatos importantes … – S.S.: Eso es un problema y es en lo que estamos trabajando. Pero piense por un momento, si algo pasó hace diez años y las autoridades no lo resolvieron en su momento ¿cómo vamos a hacerlo nosotros y a tener las pruebas diez años después. ¿Ha visto alguna vez una película policíaca? – E.: Hay un importante informe de OLAF, la Unidad Anticorrupción de la Unión Europea, de junio de 2008. No es bueno para Bulgaria y hablamos del año pasado. ¿Que piensa de ello? No es de hace diez años. – S.S.: No es de hace diez años pero ha habido un importante progreso y eso también ha sido reconocido por la OLAF. Hay unidades de la fiscalía y otras instituciones, incluyendo la Agencia Nacional de Seguridad y el ministerio del Interior, que trabajan en el caso de los fraudes con los fondos europeos. Y también en otros casos, por docenas, y por cierto, no se si está al tanto de ello. – E.: ¿Cree que la Comisión Europea se equivoca al congelar los fondos a Bulgaria por el crimen y la corrupción? – S.S.:No creo que ese fuera el motivo y las razones de la Comisión. Hubo problemas y errores en la gestión de los fondos. Al mismo tiempo ha habido un progreso y hay establecidas varias reformas. – E.: ¿Pero están equivocados o no? – S. S: Usted está intentando enfrentarme con la Comisión Europea y no lo va a conseguir. Tenemos una cooperación sincera y abierta. – E.: No intento enfrentarle, solo pregunto. – S.S.: Bueno, puede hacerme la misma pregunta diez veces. Le daré la misma respuesta diez veces. Detrás de las reformas de Bulgaria hay gente de carne y hueso: políticos, expertos, gente en la administración que trabaja muy duro y que también necesita apoyo. – E.: ¿Cree usted que Europa Central y del Este necesitan estar bajo una especie de libertad bajo fianza? – S.S.: Mi país no le ha pedido ni al Banco Central Europeo ni a ninguna otra institución, ni una sola moneda, ni un solo céntimo, para ser más preciso, porque hemos llevado adelante una política macroeconómica, fiscal y financiera sobria. Hemos desarrollado reformas en Bulgaria durante los últimos años. Pero aquí es muy importante dar señales claras de que somos una entidad, de que nadie se quedará fuera, independientemente de que sea un país de la Zona Euro, del sistema de cambios del ERM2, o de fuera de ese sistema porque, mire, si somos estrictos habría que expulsar a algunos países de la Zona Euro pero, gracias a dios, nadie piensa en algo así si no quiere que en la Zona Euro los efectos de la crisis financiera sean devastadores para muchos de los países veteranos y para sus sistemas bancarios. Así que déjeme ser práctico, demos pasos en solidaridad, en decisiones que ayudarán a la economía europea como una sola y que protegerán a la gente de Europa. – E.: Muchas gracias, primer ministro. – S.S.: Le deseo lo mejor, gracias.