Última hora

Última hora

Shangai se lleva el alma de los daneses

Leyendo ahora:

Shangai se lleva el alma de los daneses

Tamaño de texto Aa Aa

La estatua de La Sirenita no ha salido del muelle de Langeline desde 1913. El ayuntamiento de Copenhague ha aprobado su envío a la EXPO de Shangai que tendrá lugar en abril de 2010.

“Será un viaje educativo de seis meses. Muchas exposiciones en el mundo acaban con un catálogo, nosotros queremos mostrar algo real”, comenta Bjarne Ingels, uno de los arquitectos del que será el pabellón de Dinamarca en Shangai. Los visitantes podrán montar en bicicleta alrededor la piscina de La Sirenita como un auténtico ciudadano de Copenhague o degustar un picnic orgánico en el jardín de la azotea. “Es algo bueno, y simboliza la amistad entre dos países”, comenta una turista china. La han decapitado dos veces y le han cortado un brazo, pero sigue fiel a los daneses. “Es nuestra principal fuente de recursos, si desaparece hasta 2010, es difícil saber cómo vamos a mantener nuestros ingresos”, comenta la regente de Little Mermaid Kiosk. A pesar de las quejas de muchos ciudadanos, desde el Ayuntamiento argumentan que Dinamarca no tiene costumbre de enviar copias a las exposiciones extranjeras, sino el original, que esta vez se lleva, consigo, el alma de los daneses.