Última hora

Última hora

Irán: los Basij vuelven a disparar contra seguidores de Musaví, que está "dispuesto al martirio"

Leyendo ahora:

Irán: los Basij vuelven a disparar contra seguidores de Musaví, que está "dispuesto al martirio"

Tamaño de texto Aa Aa

Los Basij han vuelto a teñir de sangre las manifestaciones del movimiento reformista iraní. Varios milicianos armados han abierto fuego desde un tejado contra la multitud que se había congregado este sábado en el centro de Téherán para protestar contra la reelección del presidente Mahmud Ahmadineyad, que tachan de fraudulenta. Se desconoce cuántas personas han resultado heridas en esta acción, pero se sabe que un civil ha recibido un disparo por la espalda. En una semana de protestas, los Basij han matado a al menos 15 civiles.
 
Los seguidores de Mirhussein Musaví no sólo han plantado cara al gobierno que ha prohibido las reuniones callejeras, sino que han desafiado al mismísimo ayatolá Alí Jamenei. El líder Supremo respalda la victoria del ultraconservador Ahmadineyad y ha amenazado con que se produzca un baño de sangre cuyos únicos responsables serán los organizadores de las protestas. Lo cierto es que este sábado la policía se ha empleado a fondo (con mangueras y gases lacrimágones) para dispersar a los activistas pro-Musaví, pero no ha llegado a disparar contra ellos. Decenas de personas han sido detenidas.
 
Con miles de seguidores en las calles, Mir Hussein Musaví ha lanzado un órdago de consecuencias imprevisibles al ala dura del régimen teocrático iraní. A pesar de las presiones, el líder del movimiento contestatario ha anunciado que está dispuesto a convertirse en martir si es necesario para defender su victoria en las elecciones presidenciales. Musaví insiste en que el resultado oficial debe ser anulado por fraude. Acusa al gobierno ultraconservador de haber preparado el pucherazo desde hace meses y se dice dispuesto a luchar junto al pueblo para que se respete su voluntad electoral, un derecho que ha calificado de “inalienable”. Musaví teme ser detenido y ha pedido a sus seguidores que, llegado el caso, inicien una huelga general.
 
No muy lejos del escenario de las protestas, la acción de un kamikaze se ha sumado caos y la confusión general. El terrorista se ha inmolado con una carga explosiva junto al mausoleo del ayatolá Jomeini el fundador de la República Islámica y ha matado a una persona y herido a 8. Es el primer atentado terrorista que sufre Teherán en 15 años.