Última hora

Última hora

Ramadan marcado por el calor, la crisis económica y el temor a la gripe A

Leyendo ahora:

Ramadan marcado por el calor, la crisis económica y el temor a la gripe A

Tamaño de texto Aa Aa

Con variaciones dependiendo del país y de la comunidad religiosa la luna creciente marca el inicio del mes ayuno y recogimiento, pero también de reencuentro familiar y de fiesta para los musulmanes de todo el mundo.

En los territorios palestinos el ‘Iftar’, la ruptura del ayuno, que se hace al caer el sol tiene un sabor amargo. “El Ramadán ha comenzado con la mayoría de los palestinos viviendo en la tragedia y el desastre. El 70 por ciento no tiene trabajo y más del 80 por ciento vive en la pobreza” dice un habitante de Gaza. En el mayor país musulmán del mundo, Indonesia, la policía vigilará que los sermones en las mezquitas no incluyan soflamas islamistas. Yayah Mardiyah, una mujer de Yakarta decía desear que los terroristas “aprendan más sobre el Islam” durante éste mes. “Creo que si supieran lo que es el Islam no habría terrorismo” . El Ramadán es un mes para caridad, pero también para el consumo, en ésta ocasión mermado por la incertidumbre económica. Muchos países han recomendado a los creyentes no peregrinar a la Meca, debido al riesgo de contagio de la gripe A. Preocupa también el hecho de que éste año el periodo de ayuno se celebre en uno de los meses más calurosos.