Última hora

Última hora

El ministro francés de inmigración defiende el desmantelamiento de la "jungla de Calais"

Leyendo ahora:

El ministro francés de inmigración defiende el desmantelamiento de la "jungla de Calais"

Tamaño de texto Aa Aa

LLueven las críticas sobre el ministro de Inmigración francés, Eric Besson, tras el desmantelamiento de la “jungla de Calais”. Numerosas ONG y la oposición de izquierda han tachado de inhumana la operación policial y han añadido que no resolverá el problema.

Tras visitar el campamento desmantelado, Eric Besson ha respondido que “el objetivo no era arrestar a un número máximo de inmigrantes sorprendiéndolos al alba, sino destruir una plataforma del tráfico de seres humanos”. Lo cierto es que la operación policial ha conmocionado a quienes tenían un trato diario con los inmigrantes. Myiam Rachih trabaja como voluntaria en la asociación “Ayuda Católica”: “Había inmigrantes llorando, grintando, porque no querían marcharse. De todos modos, ellos saben perfectamente que van a volver, la policía también lo sabe. Volverán. Pueden desplazar el problema, pero el problema seguirá existiendo”. Al otro lado del canal de la Mancha, Londres ha celebrado la firmeza de la actuación francesa. Las ONG británicas, no tanto: “La forma de actuar del gobierno francés, y de otros gobiernos europeos que se lavan las manos, es ultrajante afirma Dan Hodges, del Grupo Acción para los Refugiados. Participan en un juego grotesco en el que se pasan a los refugiados como si fueran paquetes, sin que puedan acogerse al sistema de asilo y sin darles el apoyo que requieren”. Eric Besson ha calificado de éxito la operación policial y ha anunciado que habrá más en el futuro.