Última hora

Última hora

Karadzic, un psiquiatra-poeta tras los pasos de Milosevic

Leyendo ahora:

Karadzic, un psiquiatra-poeta tras los pasos de Milosevic

Tamaño de texto Aa Aa

Irreconocible, con una larga barba blanca, gafas y más delgado, Radovan Karadzic acudía en junio de 2008 a una fiesta en Serbia. Un mes después era capturado cerca de Belgrado, tras pasar 12 años fugitivo de la justicia.

Durante ese tiempo, este doctor en psiquiatría y poeta ocasional, se convierte en un gurú de la medicina alternativa y publica numerosos artículos bajo el nombre de Dragan Dabic. Desde 1996 pesaba sobre él y su ex jefe militar, el general Ratko Mladic, una orden de busca y captura dictada por el Tribunal Penal Internacional para la antigua Yugoslavia (TPIY). Tras ser detenido es transferido a La Haya y al igual que su mentor Slobodan Milosevic, Karadzic, ya sin disfraz, decide asumir su propia defensa. En su segunda comparecencia ante el TPIY, se niega a declararse culpable o no culpable. Comienza así una estrategia que recuerda mucho a la del fallecido ex presidente yugoslavo. Karadzic vive en una celda similar a la que ocupó Milosevic y cuenta con privilegios como un ordenador con acceso a Internet destinado a preparar su propia defensa. Con el plantón que ha dado a la corte, Karadzic se ha anotado un tanto al dejar al tribunal momentáneamente en suspenso. No es el primera vez que el TPIY se encuentra en esta situación. Milosevic también obstruyó los procedimientos para ganar tiempo o concesiones. Finalmente falleció en su celda sin ser juzgado.