Última hora

Última hora

El "climategate" enrarece el ambiente en la apertura de la Conferencia de Copenhague

Leyendo ahora:

El "climategate" enrarece el ambiente en la apertura de la Conferencia de Copenhague

Tamaño de texto Aa Aa

La polémica sobre la manipulación de datos científicos enrarece el ambiente en la apertura de la Conferencia sobre el cambio climático. Representantes de varios países han tratado de poner en duda la credibilidad de la cita esgrimiendo el escándalo de unos correos electrónicos pirateados y colgados en internet en los que varios investigadores británicos daban a entender que exageraban algunos datos sobre el calentamiento global.

Rajendra Pachauri, jefe del comité científico de la ONU sobre el Cambio climático, ha rechazado tajantemente la polémica. Los trabajos son concluyentes ha venido a decir y el robo de los correos electrónicos demuestra “hasta donde pueden llegar algunos para intentar desacreditar” la conferencia. El escándalo da argumentos al lobby que se opone en el Congreso estadounidense a la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero. Sin embargo, llegado el caso Barack Obama podrá sortear el legislativo y regular por decreto gracias a la Agencia de Protección del Ambiente, que ayer declaró “perjudiciales para la salud” 6 gases de efecto invernadero. La directora de la agencia, Lisa Jackson, considera que se ha dado “un paso hacia la innovación, la inversión y el desarrollo de tecnologías que reduzcan las emisiones dañinas”. Durante la era Bush, la Agencia de Protección del Ambiente se negó a regular sobre la materia alegando que el lugar apropiado era el Congreso. Ahora, el gobierno tiene las manos libres, aunque confiesa que preferiría hacerlo con el respaldo del legislativo.