Última hora

Última hora

El cine húngaro trata de abrise paso en Europa

Leyendo ahora:

El cine húngaro trata de abrise paso en Europa

Tamaño de texto Aa Aa

“Polygamy” es uno de los éxitos del momento en los cines de Hungría. Se trata de una comedia nacional sobre las fantasias de un hombre que piensa en acostarse con todas las mujers con las que se cruza desde que su novia le cuenta que está embarazada.

El largometraje estuvo entre las 95 peliculas y producciones televisivas presentadas en la Semana del Cine Húngaro de Budapest, una ventana a la producción nacional en distintos formatos.

Se trata de la edición número 41 de este festival, y Eva Vezer directora de la Unión del Cine Húngaro, que organiza el evento, nos explica cómo funciona: “Tradicionalmente invitamos a profesionales extranjeros, organizadores de festivales, periodistas, distrubuidores y productores. Así podemos mostrar nuestras nuevas creaciones y mejorar la promoción de las películas húngaras en los distintos festivales de cine”.

“So much for Justice”, “Demasiado para la justicia”, la última obra del veterano director Miklos Jancso, abrió el festival. Se trata de una visión irónica de la lucha del adolescente Rey Matthias Corvinus en el siglo XV para imponer sus designios a los nobles.

En 1972 Jancso fue elegido mejor director en el Festival de Cannes, pero ¿qué es lo que le lleva, ahora que tiene 90 años, a seguir haciendo cine?

“La ira y la diversión”, asegura.

Apenas algunas películas húngaras son estrenadas en el extranjero. El año pasado 77 países acogieron largometrajes húngaros, en gran parte gracias a esta Semana del Cine, que tiene lugar a comienzos de cada año, acogiendo a profesionales de distintos lugares y ámbitos

“Kolorado Kid” recibió el premio a la mejor película de género. Cuenta la historia de un apostador que participó en la Revolución húngara de 1956. Tras ser traicionado por sus amigos, pasó 15 años en la cárcel.

Se trata de la primera película dirigida por Andras Vagvolgyi, quien previamente se había dedicado al mundo de los documentales: “La historia me llegó a través de un buen amigo mio, cuyo padre es un famoso escritor que fue encarcelado durante cuatro años tras 1956. Su hijo se ha convertido en un historiador de los grupos de oposición de 1956 en Budapest”.

“Vespa” es una road movie sobre un joven gitano que deja su pequeño pueblo para ir a Budapest a recoger una vespa que ha ganado y buscar a su padre. La pelicula fue premiada por su música, y Toth Sandor recibió una mención especial por su actuación como protagonista.

El secreto nos los explica la directora del film, Diana Groo: “No quería que actuase, sino que simplemente fuese él mismo. Esa fue la clave de la película: No actúes, sé tú mismo, está es tu historia, trata sobre ti”.

La gran triunfadora de esta Semana del Cine Húngaro fue “Bibliotheque Pascal” de Szablocs Hajdu. La cinta fue elegida mejor película y recibió además el premio dado por la críticos extranjeros.

La historia recoge las andanzas de Mona, quien deja a su hija de tres años a cargo de su tía para ir a Londres en busca de trabajo y acaba sumergida en el mundo de la prostitución.

En total, el festival acogió a más de 48.000 vistantes, entre aficionados y profesionales.