Última hora

Última hora

Kim Jong il celebra su 68 cumpleaños envuelto en el misterio de la sucesión

Leyendo ahora:

Kim Jong il celebra su 68 cumpleaños envuelto en el misterio de la sucesión

Tamaño de texto Aa Aa

El “amado líder” norcoreano Kim Jong Il celebra su 68 cumpleaños. Un aniversario marcado por el misterio que envuelve su sucesión. Su ausencia en las últimas ceremonias oficiales aviva los rumores sobre su delicado estado de salud.

La última aparición de Kim Jong Il, ante el parlamento norcoreano, se remonta a abril de 2009. Era la primera vez que se le veía en público tras el derrame cerebral que sufrió en verano de 2008.

Kim Jong Il lleva al frente de la ultra comunista Corea del Norte desde 1994. Veinte años atrás, su padre Kim Il Sung, fundador de este régimen casi estalinista, ya le había designado como su sucesor. Nacía así la primera “dinastía comunista”.

Desde la muerte de Kim Il Sung, nombrado Presidente Eterno de la República, su hijo dirige el país con mano de hierro.

Muchos norcoreanos desconocen que la hambruna de los años 90 dejó más de un millón de muertos. Los medios de comunicación, controlados por el régimen, no hablaron de aquello ni tampoco lo hacen ahora del estado de salud del “amado líder”, que guarda con celo el enigma de su sucesión.

Su hijo mayor, Kim Jong Nam, de 39 años, está descartado por sus “extravagancias”: En 2001, intentó viajar a Japón con un pasaporte falso para visitar Disneyland Tokio. Se cree que vive fuera de Corea del Norte, toda una traición para el régimen.

El año pasado desde Macao respondía así a la cuestión de la sucesión de su padre: “Como ya he dicho en otras ocasiones, el nombramiento de un nuevo sucesor depende totalmente de mi padre. Es su decisión. No necesita hablarlo conmigo ni con nadie”

El pasado verano, fuentes surcoreanas evocaron la posibilidad de que la sucesión recayera sobre el hijo menor. Kim Jong Woon de 27 años fue educado en Berna, Suiza, y habla inglés y alemán. Pero nada es oficial. No hay imágenes suyas de adulto y todo respecta a su persona sigue siendo un misterio.

Algunos analistas creen que en caso de que Kim Jong Il muriese repentinamente, se crearía un órgano de poder dirigido por Kim Jong Woon o por el actual número dos del partido, el octogenario, Kim Yong Nam.

Una transición de alto riesgo que probablemente diese paso a una lucha encarnizada por el poder e incluso al colapso del régimen.