Última hora

Última hora

La carrera del gas: South Stream contra Nabucco

Leyendo ahora:

La carrera del gas: South Stream contra Nabucco

Tamaño de texto Aa Aa

Una carrera que tiene al primer ministro ruso Vladímir Putin entre sus atletas más apasionados. Vestido con el traje de hombre de negocios obtuvo el sábado en Viena el compromiso de Austria, que se suma al proyecto South Stream.

Un gasoducto para llevar el gas ruso desde los lejanos confines de Siberia hasta Europa a través del Mar Negro. South Stream tiene entre sus socios a Gazprom, a la italiana ENI, a la francesa EDF y al grupo austríaco OMV, que tendrá la llave en este centro de distribución de Baumgarten.

El mismo en el que estará el grifo del proyecto europeo Nabucco, en el que también participan los austríacos y que, en opinión de los expertos, será la competencia del South Stream.

Rusia quiere asegurarse su parte del mercado europeo con la construcción de dos gasoductos que rodeen los países del Este. El Nord Stream con un enlace directo con Alemania y el South Stream, el rival de Nabucco.

Estas son las cifras: el South Stream, que distribuirá 63.000 millones de metros cúbicos de gas al año, costará 10.000 millones de euros y entrará en servicio en 2015.

Por su parte, Nabucco alcanzará los 31.000 millones de metros cúbicos de gas al año con una inversión de 7.900 millones de euros para su puesta en marcha en 2014.

La Unión Europea, que cuenta con el apoyo de Estados Unidos, pretende que el proyecto Nabucco diversifique y reduca su dependencia energética de Rusia.

Aunque este proyecto tiene un punto débil que Putin no ha pasado por alto. El consorcio Nabucco no ha firmado todavía ni un solo contrato con los proveedores de gas.