Última hora

Última hora

Los afectados por el vertido del Golfo de México pierden la paciencia

Leyendo ahora:

Los afectados por el vertido del Golfo de México pierden la paciencia

Tamaño de texto Aa Aa

En Nueva Orleans centenares de personas salían a la calle para protestar contra el descontrol de la marea negra y para exigir al gobierno de Barack Obama acciones más contundentes.

El presidente estadounidense prometió el domingo en Luisiana triplicar los efectivos para combatir el vertido.

“BP sabía desde marzo que las válvulas de cerrado no funcionaban y que la goma de alrededor se estaba degradando. Por supuesto, son una gran empresa y lo único que le decían a sus empleados era que siguieran extrayendo petróleo”, afirmaba el músico Doctor John.

BP fracasó al intentar taponar la fuga con su sistema “top kill”. El nuevo sistema que quiere implementar para detener el vertido no estará listo antes de cuatro días.

La consejera de Energía y Medioambiente de Obama se prepara para lo peor: “Es el mayor desastre ecológico al que se ha enfrentado el país. Estamos intentando responder de la mejor manera posible. Podría estar saliendo crudo hasta agosto, cuando se termine de excavar un nuevo pozo para dragar el yacimiento”.

Mientras el departamento de justicia del país investiga si el vertido puede ser motivo para un proceso criminal, el Golfo de México se prepara para el impacto del vertido.

No sólo está en peligro el tesoro natural de la zona sino el medio de vida de la población. Luisiana, una de las mayores fuentes de pesca del país, da empleo en ese sector a 27.000 personas.