Última hora

Última hora

Las personas racistas no se inmutan por el dolor que sienten las de otras etnias

Leyendo ahora:

Las personas racistas no se inmutan por el dolor que sienten las de otras etnias

Tamaño de texto Aa Aa

Científicos italianos han estudiado como reacciona el cerebro cuando vemos a alguien de un origen diferente al nuestro experimentando malestar o dolor, cuando, por ejemplo, se pincha con una aguja.

Este estudio se ha realizado en Italia con personas de procedencia italiana y africana.

Se pidió a los participantes que miraran imágenes en las que mostraban agujas pinchando a una persona y luego con un bastoncillo tocando suavemente el mismo lugar. Al mismo tiempo se controló su respuesta. Los ordenadores captaron las neuronas que se activaban en el cerebro de estas personas mientras contemplaban distintas imágenes.

“Nuestro cuerpo activa los mismos circuitos relacionados con la percepción directa del dolor cuando se percibe el dolor en otros. Es una respuesta primitiva y automática que en este caso estuvo prácticamente ausente”, dice el profesor Alessio Avenanti.

También se ha comprobado que la gente responde con empatía cuando el dolor se presenta en personas que no encajan en ninguna categoría racial. En este caso, la mano de color púrpura no deja ver ningún rastro del color de la piel.

En conclusión, el profesor Avenanti está convencido de que los condicionantes sociales y culturales son tan fuertes en los seres humanos que se pueden medir mediante el estudio del cerebro. Y superarlo, por el momento, es una tarea difícil.