Última hora

Última hora

¿Cómo romper el ayuno cuando no se tiene apenas qué comer?

Leyendo ahora:

¿Cómo romper el ayuno cuando no se tiene apenas qué comer?

Tamaño de texto Aa Aa

Los millones de paquístaníes afectados por las inundaciones afrontan un difícil mes de Ramadán.

Las lluvias han arrasado los cultivos más fértiles del país y los fieles cumplen con el rito como pueden mientras esperan la llegada de ayuda.

“Empezamos nuestro ayuno con agua. Dios sabe cómo lo romperemos. Aquí sólo quedan unas casas en pie, el resto están destruídas, y no hemos recibido ayuda” Cuenta un hombre, refugiado en una tienta de campaña junto a su familia en Dera Ismail Khan.

Más al sur, en Nowshera, las ayudas van llegando pero no son suficientes para los miles de necesitados.

Las quejas se dirigen de nuevo a la falta de apoyo de las autoridades en fechas tan especiales para los musulmanes, habitualmente festivas.

“Ha llegado el Ramadán y no hemos recibido nada. Estamos sorprendidos. ¿Que vamos a comer en el Iftar? ¿Y antes del ayuno? El Gobierno debería venir y organizar el reparto de ayudas como debe ser” dice una señora tras una distribución de ayudas en las que se multiplican las peleas.

Los damnificados con mas suerte encuentran refugio como en un colegio de Multan, en la provincia del Punjab, al sur paquistaní. “Estoy triste porque me he perdido el primer día de ayuno” cuenta un desplazado. “En mi pueblo siempre lo he cumplido, pero hemos terminado aquí con las inundaciones. No hay cuarto de baño, no me puedo lavar así que no puedo ayunar”

Los líderes religiosos paquistaníes han permitido posponer el mes de ayuno a los fieles que estén pasando por dificultades.