Última hora

Última hora

La sociedad turca, dividida ante el referéndum sobre la reforma constitucional

Leyendo ahora:

La sociedad turca, dividida ante el referéndum sobre la reforma constitucional

Tamaño de texto Aa Aa

Últimos preparativos en Turquía para el referéndum crucial del próximo domingo. Un referéndum con el que se pretende reformar la Constitución introducida por la dictadura de los militares en 1982 y que ha dividido al país.

La consulta ha abierto una profunda brecha entre los defensores del “sí”, que ven en la reforma un medio de acercarse a los estándares europeos, y los del “no”, para quienes sólo se trata de una maniobra política de los islamistas del presidente Tayyip Erdogan con el objetivo de erosionar el poder del ejército y controlar la justicia.

Según las encuestas, los resultados serán muy ajustados, a la espera de ver hacia dónde se decanta la gran masa de indecisos. A pie de calle, se respira esa división de la sociedad turca, atizada por la retórica de los líderes políticos. “Votaré “sí”, por la democracia, por la defensa de los derechos humanos y por su conformidad con las reformas de la Unión Europea. Pero sobre todo, diré “sí” para que nuestro país pueda contar con un auténtico sistema judicial”, asegura un habitante de Estambul. “Mucha gente dice que esos artículos no son adecuados. Si se hace una reforma debería hacerse bien, pero lo que pretenden es hacer una Constitución a la medida de Erdogan, modelar su propia constitución”, opina una mujer.

Una de las claves de la reforma es que cortará las alas un poco más al poderoso ejército turco, autoproclamado garante de la laicidad en el país y enemigo jurado del gobierno islamista. El otro punto clave, será la reestructuración del Tribunal Constitucional y del poder judicial. Si gana el “sí”, Erdogan se vería reforzado, pero un “no” podría obligarle a convocar elecciones anticipadas.