Última hora

Última hora

Incertidumbre y pesimismo sobre los mineros atrapados en Nueva Zelanda

Leyendo ahora:

Incertidumbre y pesimismo sobre los mineros atrapados en Nueva Zelanda

Tamaño de texto Aa Aa

La operación de rescate sigue paralizada por la presencia de gases tóxicos en los túneles donde se cree que están los trabajadores, sepultados el viernes tras una explosión de metano en la mina de carbón Pike River.

Hasta ahora ha sido imposible contactar con ellos,

aunque, como explica el Alcalde de Greymouth, también hay señales esperanzadoras:

“Uno de los dos mineros que había estado dentro y que salió quince minutos antes de la explosión sabía exactamente dónde estaba uno de sus colegas, lo señaló exactamente en un mapa, y dijo que estaba sólo a pocos metros de un canal de ventilación. Suponiendo que haya conseguido sobrevivir a la explosión y llegar al oxígeno, quién sabe, puede que esté ahí sentado esperando a que le rescaten”

Hoy, en todo caso, las autoridades neocelandesas han admitido la posibilidad de que los hombres no puedan ser rescatados.

El desánimo es cada vez más visible en los rostros de los familiares que esperaban un milagro como el de los 33 trabajadores rescatados hace un mes sanos y salvos en Chile. El minero más joven tiene 17 años.

“Tenemos fe, dice el padre de uno de los mineros, van a salir sanos y salvos…lo malo es lo que estamos tardando en saber lo que está pasando ahí abajo”

En las próximas horas, los equipos de rescate tratarán de introducir un robot militar en la galería equipado con un sistema remoto y de cámaras especialmente concebido para evitar cualquier chispa que pueda inflamar los gases tóxicos acumulados en la mina.