Última hora

Última hora

Abusos policiales: una práctica arraigada en Egipto

Leyendo ahora:

Abusos policiales: una práctica arraigada en Egipto

Tamaño de texto Aa Aa

Las protestas contra los abusos constantes y el uso de la tortura por parte de la policía han sido uno de los detonantes de la revuelta popular contra el régimen de Mubarak.

Casos como el de Khaled Mohammed Said, de 28 años, golpeado hasta la muerte por la policía en un cibercafé el pasado mes de junio, motivaron protestas continuadas en las calles de Egipto durante 2010.

Las protestas se transmiten de inmediato por jóvenes del Movimiento 6 de abril, muy activo en redes sociales, como Khaled, cuyo delito fue la publicación en su web de un vídeo que mostraba a la policía vendiendo drogas.

Los malos tratos en las comisarías egipcias son de sobra conocidos.

A ello contribuye la publicación de vídeos de los abusos en blogs como el de Wael Abbas, cuya motivación es contribuir al respeto de los derechos humanos en Egipto.

Wael Abbas, bloguero:
“Quiero que terminen esas prácticas, que la policía deje de tratar a los egipcios de esa forma. Incluso si son sospechosos de un crimen, la policía debe respetar la ley.”

Los vídeos, que fueron filmados por la propia policía, para mostrarlos en su entorno y jactarse de su brutalidad, cayeron en manos del bloguero. Los malos tratos son una práctica habitual de la policía egipcia con todos los detenidos, no sólo con los sospechosos de terrorismo.

Durante las manifestaciones de la semana pasada también se produjeron detenciones y la prensa informó de los casos de malos tratos a los arrestados.

Así lo hizo a Nicholas Kulish, periodista del New York Times, que fue detenido en un puesto de control y entregado a la policía secreta.

Nicholas Kulish, reportero del New York Times:
“Escuchábamos a la gente siendo apaleada. Podías escuchar literalmente el sonido de los golpes y luego los gritos.”