Última hora

Última hora

La oposición libia busca el reconocimiento internacional

Leyendo ahora:

La oposición libia busca el reconocimiento internacional

Tamaño de texto Aa Aa

“Gadafi cobarde, Gadafi enemigo de Alá”, grita la multitud en las calles de Bengasi.

Mientras crece la indignación contra el coronel, reclaman que Naciones Unidas imponga cuanto antes una zona de exclusión aérea en Libia.

En esta ciudad, libre del dominio del régimen desde el inicio de la revuelta, entierran a los milicianos de la oposición muertos en combate.

La antigua bandera del país envuelve sus cuerpos, es el símbolo de la nueva Libia que los opositores quieren construir.

Aunque para lograr este objetivo y asentar su legitimidad buscan el reconocimiento internacional. Es la misión de dos altos representantes del Consejo de Transición —que integra a la oposición libia— en el Parlamento Europeo.

“Si la zona de exclusión aérea es la forma que tenemos para detener o frenar a esa máquina de matar, adelante, aunque con una condición: que no haya presencia física de ningún soldado extranjero en suelo libio, es algo que rechazamos totalmente”, dijo el representante del Consejo Nacional de Transición interino, Mahmud Jebril.

Para ser una verdadera alternativa al régimen la oposición ha debido dar los primeros pasos para unir sus fuerzas al Este del país.

Una de las primeras voces que se erigió como alternativa fue la del ministro de Justicia de Gadafi, Mustafá Abdel Jalil, que dimitió el 21 de febrero en desacuerdo por la violenta represión.

Él mismo anunció la creación de un Consejo Nacional para convocar elecciones en el plazo de tres meses.

Un anuncio precipitado para el abogado y defensor de los derechos humanos, Abdel Hafidh Ghoga, que prevé un proceso más largo y mucho más complejo.

“Hablar de organizar unas elecciones o elaborar una nueva Constitución será más adelante. Las elecciones tendrán que esperar”, señaló Ghoga.

El Consejo Nacional de Transición interino se constituyó a principios de este mes de marzo y está formado por 31 miembros. Mustafá Abdel Jalil es su presidente y Abdel Hafidh Ghoga, su portavoz.

También se formó un Comité de Crisis con el antiguo ministro, Mahmud Jebril al frente. El antiguo embajador en la India, Ali al Essawi, se ocupa de las relaciones internacionales; y el ex-general y antiguo compañero de Gadafi, Omar Hariri, de los asuntos militares.

Unida para echar a Gadafi, la oposición está también de acuerdo en otro asunto fundamental: preservar la integridad territorial de Libia y que Trípoli siga siendo su capital.