Última hora

Última hora

Japón: los nuevos hibakushas

Leyendo ahora:

Japón: los nuevos hibakushas

Tamaño de texto Aa Aa

Cada vez son más los japoneses, no sólo en la capital sino en ciudades como Kaminoseki o Kobe, que se movilizan contra el uso de la energía nuclear.

Más de 1.000 personas se han manifestado este domingo en Tokio. La protesta ha sido promovida por la principal organización anti-nuclear del país, el Congreso Japonés contra las bombas A y H.

Esta y otras organizaciones como Greenpeace acusan a la televisión pública de desinformar cuando asegura que, más allá del perímetro de seguridad de 30 kilómetros alrededor de la central de Fukushima, los riesgos para la población son ínfimos.

Los análisis de los expertos en radiación de Greenpeace muestran otra cosa: “Nos encontramos en Tsushima a 35 kilómetros de la central de Fukushima. Los niveles de radiación son muy elevados. La gente que vive aquí recibe lo que debería ser una dosis anual en tan sólo un par de días, lo que es totalmente inaceptable. La gente debería ser evacuada”, asegura Jan Vande Putte, activista belga de Greenpeace.

Las inquietudes de la población entran en consonancia con lo que los supervivientes de los bombardeos nucleares en las ciudades de Hiroshima y Nagasaki llevan décadas denunciando. Los hibakushas son, hoy, más que un símbolo.