Última hora

Última hora

Ni hablar de perder la Eurocámara

Leyendo ahora:

Ni hablar de perder la Eurocámara

Tamaño de texto Aa Aa

En las calles de Estrasburgo la gente tampoco está de acuerdo, ni siquiera con que se plantee la idea de que el Parlamento se vaya a Bruselas.

“Eso es imposible dice esta mujer. A quién se le ha ocurrido. No, no y no. Puede preguntarle a quien quiera, que le dirá lo mismo que yo”.

“Aquí tenemos varias instituciones dice esta chica. Además del Parlamento Europeo, están la Corte Europea de Derechos Humanos, el Consejo de Europa. Es nuestro patrimonio. No nos lo pueden quitar”.

“Además añade su acompañante representa una importante fuente de ingresos. No podemos perder el Parlamento Europeo”.

Hoteleros, restauradores y toda la industria asociada se beneficia de la eurocámara y de las estancias de los europarlamentarios. Sin ellos, el volumen de negocio desciende un 20%. A pesar de ello hay quien se aprovecha.

“Eso no es cierto dice este propietario de un hotel. Los precios no suben durante la semana parlamentaria. O al menos a mi no me consta. Y si ven algún abuso, que cambien de hotel proque no es la norma. Yo creo que se trata de un pretexto que ponen algunos para desprestigiarnos. Y no tiene nada que ver con que la Eurocámara se quede aquí o se marche a Bruselas”.

El debate está sobre la mesa. Hay argumentos a favor y en contra de Estrasburgo. La decisión, en cualquier caso, no se tomará de la noche a la mañana.