Última hora

Última hora

El pánico a la bacteria E-Colis sacude también a la agricultura holandesa

Leyendo ahora:

El pánico a la bacteria E-Colis sacude también a la agricultura holandesa

Tamaño de texto Aa Aa

30.000 pepinos que van directos a la basura. La crisis de la bacteria E-Colis comienza a extenderse por toda Europa. Y tras España, ahora es también Holanda la que está sintiendo las devastadoras consecuencias de del cierre de los mercados europeos, una medida que está poniendo en entredicho la autoridad del ejecutivo comunitario.

“Comprendo perfectamente a las autoridades nacionales de la Unión Europea decía el Comisario de Agricultura, Dacian Ciolos. Y entiendo los temores de los gobiernos que han tomado medidas para proteger a los consumidores. Pero también creo que esas medidas deben ser proporcionadas. Y antes de nada lo que deberíamos hacer es encontrar la manera de aislar el problema”.

Holanda produce más mil seiscientos millones de pepinos al año. Y la mitad de esa cosecha va directamente al mercado alemán. Las pérdidas, por tanto, son multimillonarias. Y a medida que pasa el tiempo, la situación empeora para los agricultores.

“Tienen que descubrir cuál es el origen de la infección cuanto antes nos cuenta este productor. Es la única solución. Tenemos que demostrar que nuestros productos no representan ningún riesgo. Y hasta que los consumidores alemanes no sepan de dónde viene la infección, no confiarán en la calidad de nuestras exportaciones”.

Los agricultores holandeses están seguros de que la infección no procede de sus plantaciones, como las autoridades españolas, que hoy han anunciado el primer caso de infección en su territorio. Eso sí, el afectado acababa de volver de Alemania.

La situación en España comienza a ser crítica para el sector agrícola en general. En una semana, se calcula que la bacteria E-Colis ha provocado pérdidas por un valor superior a los 200 millones de euros.