Última hora

Última hora

Dimitris Filippas: "Esperanza es una palabra desconocida en Grecia"

Leyendo ahora:

Dimitris Filippas: "Esperanza es una palabra desconocida en Grecia"

Tamaño de texto Aa Aa

Estamos en Grecia, en casa de Dimitris Filippas, un parado de larga duración que nos ha abierto sus puertas y su corazón. Tiene 50 años, un hijo de 13, vive en el barrio de Nea Smirna, en Atenas, y trabajaba como vendedor de coches.

“Eres muy bueno, trabajas muy bien, pero por desgracia no podemos pagarte, así que tienes que dejar la empresa”, ha explicado.

A la pregunta de Euronews sobre ¿cuáles son sus esperanzas?, esto es lo que ha respondido: “¿Esperanza? ¿Qué significa eso en griego? Esperanza es una palabra desconocida. No sé lo que es”.

La tasa de paro rozó el 16% de la población activa, en Grecia, durante el primer trimestre del año, casi dos puntos por encima que la registrada el trimestre anterior.

El descontento de los griegos no para de crecer. Ahora Atenas debe endurecer las medidas de austeridad si quiere recibir el dinero que le permitiría mantenerse a flote hasta septiembre.

“Hay un divorcio entre los ciudadanos griegos y el Gobierno. El Gobierno está tratando de arreglarlo mediante artificios, por ejemplo, con un referéndum”, ha señalado George Katrougalos, profesor de Derecho Constitucional en la Demokriteon University.

“Los políticos y otros representantes hablan con los medios de comunicación, es normal, es su trabajo. Pero la gente que protesta aquí en la plaza Syntagma ha decidido no hablar más ante las cámaras. Dicen que han vivido muchas malas experiencias. Esperan que su mensaje llegue al mundo a través de Internet y prometen que esta noche, cuando tenga lugar el voto de confianza, miles de ellos estarán aquí”, ha explicado el enviado especial de Euronews a Atenas, Olaf Bruns.