Última hora

Última hora

Los biocarburantes y el sol impulsarán la aviación del futuro

Leyendo ahora:

Los biocarburantes y el sol impulsarán la aviación del futuro

Tamaño de texto Aa Aa

El medio ambiente ha sido invitado a la Feria Aeronáutica de París 2011 con un interés especial en los combustibles alternativos.

Este Boeing 747-8 Cargo llegó a Le Bourget procedente de Seattle usando en sus 4 motores una mezcla de 15% de biocarburante a base de aceite de camelina, una planta similar a la col, que puede sustituir al queroseno, sin necesidad de modificar las turbinas.

Existen otros combustibles alternativos objeto de investigación como los derivados de algas y de residuos industriales, como nos explica este protavoz de una aerolínea estadounidense.

Robert Sturtz, vicepresidente, ATA Energy Council:

“La belleza de los combustibles renovables es que se puede usar la basura industrial procedente de las fábricas. El dióxido de carbono emitido por las acerías puede ser por ejemplo una fuente de carburante para los aviones.”

La tecnología asociada a los biocarburantes se puede emplear a partir de ahora. Para ver el futuro, nos tenemos que fijar en el Solar Impulse, el avión fotovoltaico desarrollado por Bertrand Piccard

y André Borschberg. El Solar Impulse está listo para hacer una gira mundial en 2014. Pero, ¿estamos ante otro gran experimento, o es una tecnología viable para el transporte?

Bertrand Piccard, Presidente, Solar Impulse Project:

“Pienso que todas las tecnologías empleadas en el Solar Impulse podrán ser rápidamente utilizadas en los coches, las casas, la calefacción y la iluminación, si existe una voluntad política. Se necesitará en cambio más tiempo para que los aviones solares puedan transportar pasajeros.”

Le Bourget, capital mundial del negocio de Aviación y Defensa es también la capital de la protección ambiental, un sector que promete ser el negocio del futuro.