Última hora

Última hora

Ceremonia de la euro-confusión

Leyendo ahora:

Ceremonia de la euro-confusión

Tamaño de texto Aa Aa

Llama la atención de los analistas la decisión este mes del BCE de elevar los tipos de interés al 1,5% mientras arreciaba la tormenta en los mercados meridionales del continente, también preocupa en medios financieros que el BCE está dividido sobre si aceptar o no los bonos basura de Grecia como garantía.

La química monetaria del BCE tiene sus límites: sus fondos propios son de 82.000 millones de euros, mientras que su exposición a Grecia se cifra en 192.000 millones de euros.

Una quiebra de Atenas podría pues estrangular financieramente a Fráncort. Los mercados tampoco se hacen ilusiones sobre una solución política audaz en la cumbre del jueves.

Como señala el operador Dirk Muller, “la única cosa que podemos esperar es que se postergará aún más la solución a los problemas. No hay que esperar milagros, los mercados no van a celebrar nada, a pesar del rebote técnico.”

Los países endeudados parece que se quedarán sin el paraguas político que piden a una Unión Europea discordante y paralizada. Tendrán pues que encomendarse el Fondo Monetario Internacional, única institución especializada en apagar los incendios financieros.