Última hora

Última hora

Italia: un programa basado en el rigor para calmar a los mercados

Leyendo ahora:

Italia: un programa basado en el rigor para calmar a los mercados

Tamaño de texto Aa Aa

Primero llegarán medidas de emergencia. Después, cambios estructurales.

En su presentación, el nuevo primer ministro italiano ha prometido una reforma del mercado de trabajo y del sistema de pensiones; dos de los ajustes claves reclamados por la Unión Europea.

Según ha destacado Monti, el sistema de pensiones en Italia es uno de los más sólidos de Europa, pero presenta amplias desigualdades.

Para buscar el respaldo de los italianos, el nuevo jefe de Gobierno y ministro de Economía ha prometido que los sacrificios para reducir la deuda pública serán compartidos por los políticos.

El excomisario europeo ha sugerido la introducción del impuesto sobre el patrimonio y ventajas fiscales para las empresas que contraten a mujeres y jóvenes.

 
Hablamos con Nicola Nicolosi, Secretario de la Confederación General Italiana del Trabajo (CGIL) y responsable de las relaciones con los sindicatos europeos.
 
Claudio Rosmino, euronews:
 
Hoy el primer ministro Monti ha expuesto el programa de su gobierno ante el Senado. Ha subrayado la necesidad de reformar el mercado laboral y las pensiones, pero citando varias veces las palabras igualdad y sacrificio. ¿Qué lectura hacen desde la Conferación?
 
Nicola Nicolosi: 
 
Vamos más allá de este discurso. De momento querría destacar algunas cosas que me sorprenden. Quiero tener más detalles de las metas del Gobierno de Monti, para poder entenderlo mejor. Estamos de acuerdo en lo que dijo sobre la equidad, pero una vez más queremos saber cuál será la situación de los trabajadores, de los pensionistas y de las personas más vulnerables de nuestra sociedad.
 
euronews: 
 
Reformas de las pensiones y del mercado laboral: ¿qué límites marcan desde la CGIL, y dónde pueden converger con el plan expuesto por Monti?
 
Nicolosi: 
 
No aceptamos el principio de ahorrar dinero de las pensiones. Lo llevamos diciendo desde hace meses. Nuestro sistema de pensiones está en equilibrio. Respecto al mercado de trabajo: ya tenemos un mercado laboral muy flexible, pero 46 tipos diferentes de contrato es excesivo. Creemos que es necesario simplificar el sistema.
 
euronews:
 
Teniendo en cuenta la difícil situación italiana, desde el punto de vista económico y financiero, ¿cree que los anunicados sacrificios contarán con el respaldo de los sindicatos y de los trabajadores?
 
Nicolosi: 
 
Siempre hemos hecho sacrificios, ésta no es la primera vez. Nuestra historia habla de un sindicato responsable, que siempre está listo para enfrentar los grandes desafíos de nuestro país. Nos quejamos porque los únicos que están pagando esta crisis son los trabajadores y los jubilados y no estamos de acuerdo. Queremos que la gente que nunca ha pagado por esta crisis empiece a hacerlo.
 
euronews:
 
Usted también tiene un punto de vista europeo de esta crisis y de su coste sobre los trabajadores. ¿Se puede comparar la situación de Italia con la que se vive en países como Grecia o España? 
 
Nicolosi: 
 
Estamos viviendo en un contexto más amplio. La crisis italiana viene de una crisis más amplia que está afectando no sólo a la Europa sino al mundo entero. La demanda de la CGIL es la siguiente: la política ha renunciado a su principal función, ha fracasado al hacer frente a las principales cuestiones que influyen no sólo en el mercado de trabajo sino también en la economía mundial. El mercado financiero es cada vez más potente, mientras que la economía y las políticas son cada vez más débiles. Los políticos deben imponer reglas a los mercados financieros porque los mercados financieros no pueden decidir el destino de 7 mil millones de personas.
 
euronews: 
 
¿En el país con la deuda pública más elevada de Europa y con una alta tasa de paro juvenil, pueden confiar los trabajadores en una recuperación?
 
Nicolosi: 
 
Necesitamos tener esperanza en un futuro mejor en un país mejor. Nos estamos moviendo en esa dirección. Queremos ayudar a que el país se recupere de la crisis y garantizar el bienestar en el futuro.