Última hora

Última hora

Diferentes lecturas del acuerdo de Durban

Leyendo ahora:

Diferentes lecturas del acuerdo de Durban

Tamaño de texto Aa Aa

Un gran éxito para unos. Un estrepitoso fracaso para otros.

La Cumbre del Cambio Climático de Durban ha logrado un acuerdo para prolongar el Protocolo de Kioto; el único instrumento no vinculante para la reducción de gases de efecto invernadero.

A instancias de Bruselas, también se ha adoptado una hoja de ruta para avanzar en un futuro acuerdo global, esta vez de carácter vinculante.

“Lo que hemos logrado hoy es un gran éxito para la diplomacia europea. Hemos logrado poner el tema en la agenda y hemos conseguido incluir a los principales emisores, a países como Estados Unidos, la India o China, en la hoja de ruta”, destacaba el ministro de Energía y Clima británico, Chris Huhne.

Pero para las organizaciones ecologistas, Durban pasa a engrosar la lista de fracasos en la lucha contra el cambio climático. Compromisos débiles para hacer frente a una amenaza urgente.

“Estamos decepcionados por el resultado. Esperábamos una acción urgente para abordar el cambio climático y sin duda el mayor problema ha sido la falta de ambición para acordar medidas inmediatas para reducir las emisiones de carbono. Nos hemos quedado con las manos vacías”, se lamentaba Tasneem Essop de WWF.

El documento final aprobado en la ciudad sudafricana fija el siguiente calendario: en 2012 comenzarán las negociaciones para adoptar en 2015 un compromiso con fuerza legal que deberá estar listo para 2020.

Mientras tanto funcionará el segundo periodo del Protocolo de Kioto, acuerdo que nunca llegó a firmar Estados Unidos y del que ahora se apean Canadá, Japón y Rusia.